11.5.08

Más sobre la timidez

El tímido sufre, tartamudea, enmudece.
No hace ruido para no ser mirado. Participa interiormente del afuera y solo a veces junta coraje y se lanza a la intemperie. El tímido carga su timidez, como quien carga su ropa.
Por momentos fantasea con un yo liviano y ligero de equipaje, pero será el paso de los años lo que disipen sus sueños, no las realidades.
Pero el tímido sabe mirar. Es siempre el mejor de los testigos.
Capta, apenas de un vistazo, aquello que a a otros se les escurre como el agua entre los dedos.
Y es, quizás, ese entrenamiento en el mirar lo que convierte a algunos retraídos en grandes escritores, porque saben transformar ese vivir a contramano en palabra escrita, que no tartamudea.
Cuentan que el tímido escritor guatemalteco Augusto Monterroso cenó con el tímido Italo Calvino. Ellos, tensos y mudos, seguían la amena conversación de sus esposas. Lo único que se animó a decir Calvino fue: "No conozco Guatemala". Monterroso estuvo a punto de contestarle "y yo no conozco Italia", pero le pareció tan tonto, que no lo dijo. Los dos terminaron la cena en silencio.
Paul Auster leyó sus primeros poemas en público con la nariz pegada a la hoja, para esconderse de los ojos que seguían sus palabras.
Me pregunto si el genial Julio Ramón Ribeyro hubiera podido reproducir el mundo desde las terrazas de los cafés, si no hubiera sido un hombre atenazado por la timidez.
Tal vez también sea esta la razón que aleja a Salinger y a Thomas Pynchon de las tapas de los suplementos culturales, o tal vez sea sólo timidez, y no soberbia, lo que lleva a Houellebecq a dejar, cínicamente, constancia de su desdén y de su tremenda infelicidad.

45 comentarios:

Jotafrisco, la ira de Dios dijo...

Costumbre flogger:

primerooo

Jotafrisco, la ira de Dios dijo...

Bueno, no agrego mucho más, sólo que con la timidez, sí, viene esa abstracción, esa capacidad de exteriorizarse, eso.

Bah, mejor no digo nada.

Anónimo dijo...

hola estrella soy amigo de tennisjournalist(matias Rustia ,q fallecio hace poco).

me gustaria que veas el fotolog mio ya que puse una cancion que hicimos juntos, antes de que el muera me di un par de lujos.

www.fotolog.com/markitosluzzi

a veces la gente se va , pero deja sus huellas en el camino

se nota que mi amigo pasaba bastante por tu blogg , buen
te dejo mi msn marcosluzz@hotmail.com , me gustaria hablar y contarte quien era tennisjournalist

Anónimo dijo...

Sí, creo que muchas veces el tímido pasa por soberbio, entre otras cosas. Incluso a veces esconde su timidez detrás de una actitud soberbia, en una especie de mejor soberbio que tímido. Creo que la timidez causa muchas veces dolor y vergüenza. Muchos tímidos son difíciles de desenmascarar.
Pessoa, otro tímido, entre otras cosas...

Koba dijo...

Es común confundir la timidez con la soberbia. Lo de Auster es claramente timidez, en cuanto a Pynchon y Salinger puede haber algo de soberbia, pero también mucha falta de interés.

Estrella dijo...

JOTAFRISCO,
¿¿No se dice PRI!!?
Por la timidez, se piensa y se dice de otra manera, me parece.

MARCOS,
Ahora pasa por allá. Sí, tu amigo pasaba por acá y yo visitaba mucho su blog. Claro que siempre estará en tu corazón, qué duda cabe. Gracias!

ANÓNIMO,
Pasa por sobeerbio, por antipático, hasta por tonto, me animaría a decir.
¡Cómo me olvidé de Pessoa! Voy a ver si encuentro algo de él, entre sus desasosiegos.

KOBA,
Es probable que sea sólo falta de interés. Hay opciones!
Saludos!

Mickey dijo...

Respecto a la anécdota Moneterroso-Calvino, tal vez no era timidez...
No quiero sonar machista (lejos de mí!. Lo juro sobre esta estampita de María José Lubertino); pero hablaban las esposas....

La herida de Paris dijo...

Anteojos negros de carey
aurículares en la sien
no me escucha, no me ve
y yo puedo observar tranquilo...
Yo nací para mirar
lo que pocos quieren ver
yo nací para mirar.

Serú Girán
Cinema Verité
Peperina

Inmenso Charly, toda la letra de esta canción es, a mi juicio, una de las mejores exposiciones de el poder de observación de un tímido talentoso. Claro cuando su cabeza funcionaba todavía.
Saludos.

Anónimo dijo...

yo soy muy tímida, y si tengo esa capacidad de mirar y observar(pero me lo atribuia a que soy chusma)porque no tengo esa habilidad para escribir.
como siempre tu blog me entretiene y muchos.

cristina dijo...

yo soy la del comentario anterior.
pero no me di cuenta y se me puso anonimo.

Pablo Miravent dijo...

Yo creo que el que escribe libera su timidez en sus historias. Pero luego no se puede hacer cargo de lo que escribió y le da temor enfrentarse a personas reales que lo han leído.
Bah, no se, a mi me pasa siempre.

Sophie dijo...

Uy! este post me hace sentir reflejada en gran parte.
Siempre fue muy muy tímida. En la adolescencia y un poquito más grande me daba una gran vergüenza que en una reunión todos terminaran callandose para escuchar lo que yo estaba diciendo. Me moría en ese instante, enmudecía y mi piel se sonrojaba al máximo. Un papelón!!!.
Poco a poco lo fui superando y ahora dicen que hablo hasta por los codos!!! jajaja. Pero igual el poder de observación, de quedarse a un costado escuchando conversaciones y solo "aparecer" en el momento que quizas uno considera preciso sigue siendo parte de mi forma de ser.

Lo que dice pablo también tiene algo de cierto. A veces una escribe algo y después (me ha pasado) tengo miedo de publicarlo por "el que dirán" por esa "mirada juzgadora" que puede existir... en fin. Cosas que nos pasan a los tímidos y a los no tanto también.

Besos!!!!!!!!!

LUIS FERRARIO dijo...

La timidez es una peste. Arruina la vida de quien la padece. No sé de dónde viene. Qué tara mental la produce. Pero sí sé que destruye porque es muy difícil responder a las exigencias de cartel que el sistema demanda desde la timidez.Es un plus de carencia que siempre nos deja más atrás de cualquiera que no la cargue. Entre un estúpido deshinibido y un tímido genial el mundo va a votar siempre por el estúpido deshinibido. Pobres de los que además de estúpidos somos tímidos.

El Caballero de la luna dijo...

La timidez, como la melancolía, es uno de los colores de personalidad menos tolerados en esta época. Cuando yo era chico mis padres me decían "los tímidos siempre se quedan atrás", lo cual no era, ciertamente, un adecuado remedio. Hay en la timidez cierta humildad, cierto autodesplazamiento y cuidado por los otros que hacen mucha falta en una actualidad agresiva y voraz. Si los tímidos se vuelven luego escritores o viceversa, no sé si haya alguna relación -como la que afirman que existe entre los actores y la timidez-. Pero sí puede haber una secreta relación con la probidad; ¿o usted conoce algún político tímido?

Pol Marías dijo...

Sólo quería agregar que... ehmmm... No, bueno... Nada... No importa.

Ángel eléctrico dijo...

La timidez es un incentivo de muy alto espectro. Se la adjudica a muchos escritores pero también a grandes músicos: cuando leía las (sabias) palabras de estrella mi mente, actuando en segundo plano, entonaba el ronroneo de "me mata la timidez" del gran Emanuel Ortega.
En fin, como la melancolía, es un color poco tolerado, tiene razón, como siempre, don caballero...

Estrella dijo...

MICKEY,
Ja!! Bueno, también hay mujeres tímidas. Yo lo pienso así: las pobres esposas, remando la conversación, cubriendo a sus maridos monosilábicos. ¿O no?

HERIDA DE PARIS,
Así mira un tímido cuando es talentoso. Me encanta esa canción.

CRISITNA,
¿Probaste alguna vez ponerte a escribir sobre lo que ves?
Gracias por pasar!!!!

PABLO,
Es lo que debe sucederle a muchos. Una cosa es escribir, y otra, muy disitnta, enfrentarse con el lector. Muchos escritores pasan, entonces, por antipáticos, cuando en realidad no lo son.

SOPHIE,
Qué bueno que pudiste supeerarlo, aunque sea en parte. Los años ayudan a no estar tan pendiente de la mirada del otro.

LUIS F.
Totalmente de acuerdo, se padece, se sufre. Creo que no se sabe de dónde viene, se nace tímido, como se nace rubio o morocho. ¿será así? Y las primeras experiencias de sociabilización aportarán lo suyo.
Muy cierto, el tímido siempre queda rezagado, y su autoestima se va haciendo cada vez más chiquita. A veces, yo miro con asombro a la gente muy deshinibida, como si fueran seres extraterrestres.
Tímido y estúpido: es demasiado!

CABALLERO,
Será que el tímido puede ponerse en el lugar del otro. Sabe mirar, tiene, como el melancólico, un ritmo más lento... va a destiempo, como a contramano.
Cuando mi hija cumpló 9 años, hicimos un festejo, y una de mis hermanas, que es bailarina, las hacía bailar a todas chicas. Una solita no bailaba, se quedó mirando, abrazada a la barra de la escalera. "¿No bailás"?, le pregunté yo. "NO, porque soy tímida", me contestó ella. Me dio pena e intenté que bailara conmigo, pero nada. Ahí se quedó, con ganas de bailar, pero sin poder mover ni un dedo.

Mickey dijo...

Adscribo en líneas generales al Caballero.

No entiendo porque ser tímido está mal.
Salvo en la TV argentina, la timidez es infinitamente mejor que cualquier combinación de virtudes que dan persnalidades expansivas.

Solo una reconvención, para el Caballero y un par más.
Hay ejemplo de todo al revés.
Políticos tímidos, sin ir más lejos en el actual gobierno: Carlos Fernández (en medio de una crisis, solo abrió la boca para prometerle a dios lo difícil de cumplir), Julio de Vido (de mucha charla privada, pero escasa pública), Lino Barañao (el único ministro presentable, empecinado en no hablar públicamente), y el más claro ejemplo de timidez, nuestro querido, amado, aunque de voz desconocida vocero presidencial Miguel Núñez, para quien exigo ya mismo la integración al libro Guiness.

Y respecto a la timidez de los escritores, la semana pasada estuvimos en una presentacion de libros de Villoro y Fogwill.
Después de esa experiencia, tipo tsunami, pasaré meses sin acercar la idea de la timidez a la imagen de un escritor!.

Lexi dijo...

que temita estrella, no sé que decir... soy tímida, ja y eso que era actriz, y eso que me animo igual siempre...
me invitaron a leer mi blog en una fiesta-reunión-lugar y no me animé...

abraxo!

Estrella dijo...

POLMA,
¿Sos tímido? No lo creo.

ÁNGEL,
Sí, "me mata laaaaa timidez" del gran Emanuel. Cara de tímido, tiene.

MICKEY,
Que una cosa es la timidez y otra la mudez, o el no tener nada qué decir. O no poder decirlo.
¿¿Estuviste en la presentación de Villoro y Fogwill en la Boutique del libro de Palermo? Si es así, la que sacaba fotos era mi hija, y uno de los empleados de la librería, mi hijo.

LEXI,
¿A leeer tu blog?´Quizás tus post "amorosos" son muy jugados, yo tampoco los hubiera leído.¡¡Pero me encanta leerlos, en privado!!
Saludos!

Estrella dijo...

MICKEY,
Me olvidé: no todos los escritores son tímidos, pero sí, algunos tímidos pueden ser grandes escritores.
Me contaron y leí un poco sobre la charla de Fogwill. Se pone monotemático con algunos temas...

Mensajero dijo...

Soy tímido y no soy escritor.
La pucha!
Será que alos lindos e inteligentes Dios nos hace tímidos e inseguros para no quitarles oportunidades a los demás?

Pablo dijo...

Los timidos sufrimos, y mucho. Pero tambien nos salvamos de decir cosas que seguro nos arrepentiriamos.
Me encanto conocer tu blog, me alegra sobremanera que el libro que mas te gusto del anio pasado fue el de Levrero. Te imaginas un blog de ese genio??
Besos

janfi dijo...

¿ hay alguien que no sea tímido de alguna manera ?
hay extrovertidos que lo son sólo como respuesta a su timidez; hay agresivos que lo son por el mismo motivo.

Nadie dijo...

No soy para nada tímida. Hay poquitísimas cosas que me dan vergüenza.
Pero tampoco soy de las que llegan a un lugar y se hacen notar.

Supongo que las personas que tienen alguna fobia social también tienen, para compensar, una vida interior muy rica. Eso los convierte en grandes escritores, o artistas, en el mejor de los casos.

Nadie dijo...

Cuando hablo de fobia social, hablo del tímido extremo, por supuesto.

Pol Marías dijo...

Querida Estrella;

Como el pequeño hombrecito de Eco que se contempla reflejado en un Superman, los tímidos, en otro nivel, también encuentan máscaras desde las que pueden expresarse. Esto que aquí nos une tiene algo de eso. Desconozco la descripción analítica de esta cualidad que debatimos, pero es evidente que la natureleza de las inhibiciones tiene alguna cercanía con la metamorfosis que lo invierte. Es un reverso, desde luego. Para cada cual gira esta moneda con la máscara que le conviene. Creo.

Estrella dijo...

MENSAJERO,
Y, sí, no te puede tocar TODO, un poco para cada uno!

JANFI,
Eso dicen, ¿será? A algunos se les nota la timidez detrás de las agresiones o de las payasadas... pero a otros, ¿vos creés?

NADIE,
LA timidez extrema es una tortura, se sufre mucho, sobre todo, en la infancia y adolescencia.

POL MARIAS,
Me gustó mucho tu comentario. Las máscaras detrás de las cuales nos escondemos: buen tema para un post... o para pensar, nomás.
Parece que hay varios tímidos por acá. ¿Nos quedaríamos todos mudos en una reunión social?

Enterhase dijo...

Qué buena la anécdota de Monterroso y Calvino.

Si hablo frente a conocidos puedo llegar a ser un crack, pero si no es así, simplemente digo barbaridades y dejo que baje el volumen de mi voz hasta perderse en el infinito.

Mickey dijo...

Estrella, un chico nos atendió muy bien, así que en este acto declaro que fue tu hijo!.
La chica de las fotos?. Me pareció que eran dos las chicas que sacaban fotos... Ahí me perdí.

Respecto a Fogwill, que se yo. Fuimos a eso. A ver en acción a esa personalidad exhuberante, que obvio no pudo evitar un par de agresiones increíbles.
Para muestra un botón. Hablando de la estructura de los cuentos, dijo no entender a los escritores argentinos ("incluso alguno que está presente") por la aficción a seguir la línea del tiempo en el relato. O sea, una verdad, pero sin poder evitar el apaleo de un pobre desgraciado que estaba ahí mismo!.

Más allá de eso, con Villoro (el hombre más desinformado, o más valiente que he visto en mi vida por aceptar semejante compañero de presentación) se vio muy generoso.
Fogwill, para mi gusto, entre que dió catedra, y recordó su pasado de publicista, para hablar equilibrada (y hasta cierto punto) apasionadamente del libro de cuentos del mexi.

De Lirium soy dijo...

Me parece que el tema de la timidez no se limita solamente a los escritores. Muchos actores y bailarines con gran dominio escénico, que pareciera no tienen pudor en mostrarse hasta desnudos son terriblemente tímidos; pintores que en sus exposiciones quisieran esconderse. Pero tampoco se limita a los artistas. Plomeros, mecánicos y hasta vendedores que también lo son.
Y a veces se esconde la timidez siendo soberbios, agresivos, chistosos... Pienso que es un tema de inseguridad y seguramente comienza desde pequeños, por deficiencia en los vínculos de sus padres, cuando se forma lo más grosso de la personalidad, aunque no soy especialista. No hay ningún psicólogo bloggero que aclare el panorama? jajá! Besos, muy buen post, disparador como todos los suyos.

loitt dijo...

El tímido en los momentos de interactuar con otras personas maldice su timidez descaradamente (porque no se muestra como es o al menos como cree que lo es); pero despues cuando forma parte de la escena siente el temor de perder esa mirada aguda y de no volver a ver o hacer notar aquello que los demas pasan por alto....esa bipolaridad de la timidez...

loitt dijo...

ahh me olvidaba, soy timidoo

Anónimo dijo...

yo soy psicóloga pero barata (es decir al no haber estudiado me salió gratarola) y diría en mi baratez que ser tímido puede estar relacionado con un juez interior despótico que está listo para criticar cualquier cosa que salga o no salga de nuestra boca. Por ende, el tímido es además muy crítico, con sí mismo y con los demás. Pero los hay suaves como la seda.
Valía la pena semejante exposición bataraja?

Juan Gonzalez del Solar dijo...

Tengo mucha desconfianza con esto de la timidez. Es decir, creo que hay mucho detrás de lo que englobamos como tímido y que mucho de eso es bien contradictorio; del mismo modo, creo que una enorme cantidad de "extrovertidos" comparten el mismo monstruo que una enorme cantidad de "tímidos".
En fin, que no puedo pensar en una única dirección para la categoría.
Pero qué escritores, por Dios -I Calvino es tal vez el más querido por mí-.

Abrazos

Anónimo dijo...

Juan: Hola, escribime a la dir de hotmail que esta en mi pagina si me queres encontrar ya que tuve problemas con las otras cuentas. Lo mismo va para Estrella.
Cariños
Silvia Medusa

Estrella dijo...

ENTERHASE,
(´Pasé tu comentario acá, para que no quedara perdido). Lo de la voz que va bajando de tono es ¡así!

MICKEY,
Digamos que sí!
Interesante lo que contás, pobre el mexicano, ¿se habrá sentido incómodo? ¿Dijo algo así como que él marcó a los escritores argentinos de hoy?

DE LIRIUM,
Gracias. Hay tímidos por todos lados, seguro. Yo sigo pensando que es una marca de fábrica...

LOITT,
la bipolaridad DE LA TIMIDEZ: ¡perfecta definiición! Aunque el mucho sufrimiento que a veces cuasa bien vale la pena distraerse un poco en el mirar.

ANÓNIMO.
¿Sos ANÓNIMA?
Como diría janfi, podemos hacer terapia de grupo.

JUAN,
Calvino y sus cuentos de los amores difíciles... y muchos otros. No sabía que él era tímido, lo leí en uno de los libros de Vila-Matas (que, por otro lado, también se refiere a sí mismo como un hombre tímido, pero me parece que no le creo nada).

MEDU,
¿¿Qué pasó?? ¿Problemas con la red o con tu blog?

no tan iguales dijo...

Los tímidos me ponen sumamente nerviosa. En una reunión en que un tímido hace silencios, me siento tentada a hablar sin parar con el fin de tapar el bache, pero eso tampoco me gusta. La verdad es que si puedo los evito, aunque les reconozco el mérito de la observación (y si escriben bien, tanto mejor!). Fui muy autoreferencial, ¿no? Perdón.

Anónimo dijo...

ME ENTRÒ UN VIRUUUUUUUUUUUUUUUUUUUUUSSSSSSSSSSSSSSSSSSSS
mEDU

sobredosisdescasez dijo...

La timidez es un gran recurso de sabios, preclaros y muchas cosas mas que me dá cosita escribir.

El Dedo en la llaga dijo...

Hay que saber ser timido,llevarlo con altura y no con verguenza. A veces genera incertidumbre, misterio y eso es lindo. Saludos!.

Mickey dijo...

No Estrella. Todo lo contrario. Fogwill lo trató muy bien, y, como te decía, reseñó muy positivamente su libro.

Quizá en un punto, dio a entender eso (en el que te conté).
La impresión es que sí se siente un escritor "observado".
Pero apareció durante toda la charla, medido y mesurado.

En particular, para mi gusto, es, como la mayoría de los escritores mexicanos, un charlista extraordinario.
Tanto, que medio que me eclipsó al escritor.
Preguntale a tus BBs a ver si les pareció más o menos eso.

Estrella dijo...

NOTAN,
Me hiciste reír... No hay como un buen conversador para una reunión social. El tímido respira aliviado cuando llega el que siempre tiene algo que decir.

SILVIA,
¿Se puede solucionar? Qué malhumor!

SOBREDOSISDEESCASEZ,
Me dejaste muy intrigada.

DEDO EN LA LLAGA,
Muy de acuerdo, pero a veces puede haber sorpresas, y no de las buenas.

MICKEY,
Les gusta F como escritor, no como personaje. A V. no lo han leído, pero creo que les cayó bien.
Gracias y perdón, me confundí al leerte o al contestarte...

José Soriano dijo...

Maravilloso post, sufro por no poder comentarlo.
un abrazo tímidamete fraterno
js

Anónimo dijo...

Sì, despuès de dos dìas se solucionò, gracias
Silvia medu